lunes, noviembre 26, 2007

New X-Men de Morrison: Revuelta en la Mansión (#134 - #138)

Revuelta en la Mansión

Guión: Grant Morrison
Dibujo: Keron Grant, Ethan Van Sciver, Frank Quietly, Chris Chuckry.
Tinta: Norm Rapmund, Tim Townsend
Letras: Richard Starkings
Color: Chris Chuckry
Editor: Mike Marts, Joe Quesada

Incluye:
#134 “Chicos Ω” (Enero 2003)
#135 “Enseñando fractales a los niños” (Febrero 2003)
#136 “Cuando la X no es una X” (Marzo 2003)
#137 “Revuelta en la Escuela de Xavier” (Abril 2003)
#138 “Los mejores años de Miss Emma Frost” (Mayo 2003)

Personajes: Cíclope, Jean Grey, Lobezno, Profesor X, Bestia, Emma Frost, Xorn, Cuclillos de Stepford, Tatuaje, Glob Herman, Redneck, Radian, Ángel Salvadore, Martha Johansson, Polvo, Pico, Slick, Muñeco.

Nuevos personajes: Jumbo Carnation, Chico Omega, Basilisco, Ernst.

Argumento:

La Ciudad Mutante, en Nueva York, parece un lugar seguro para el Homo Superior. Pero esta noche, Jumbo Carnation va a ser asesinado.
Jumbo es un mutante famoso, un guru de la moda, que como tantas otras noches sale de uno de sus clubs. Cuando intenta buscar un taxi, unos pandilleros humanos se le encaran y terminan atacándolo.

A la mañana siguiente, la noticia de la muerte de Jumbo se extiende por las aulas, pero el joven Quentin Quire tiene cosas más importantes en las que pensar: odia a Slick, el chulito de la clase; está enamorado de Sophie, una de las quintillizas de los Cuclillos de Stepford; y en su cabeza ha empezado a desarrollarse una idea radical de la supremacía de los mutantes.

En el barrio mutante, Bestia y Cíclope están en la escena del crimen. Hank descubre que la sangre de Jumbo estaba contaminada, y el inspector de la policía le informa que sobre el cadáver estaba su inhalador, que contenía un esteroide llamado Hipercortisona D, una nueva droga para chicos mutantes llamada “Coz”.

Cuando vuelven a la escuela descubren que alguien ha subido un globo terráqueo sobre el tejado y ha quemado la isla de Genosha con un cigarrillo. Lo cierto es que la escuela está revuelta, ya que sólo en unos días, se va a producir una jornada de puertas abiertas. Por lo que Quentin se enfrenta a Slick, el guapito de la clase, y se ve enviado al despacho de Xavier, quien no comprende porqué un alumno tan brillante como Quire humilla a sus compañeros. Quentin se ha enterado de que es adoptado, y ha tenido una revelación que le hace ver el mundo con otros ojos. Por otro lado, Hank McCoy a descubierto que el cerebro de Quentin consume recursos a un ritmo desorbitado.
Esto se debe, a que Quentin consume la droga Coz, y como forma de dejar tangible su cambio radical decide meterse en una peluquería.

Mientras, Xavier ha creado una nueva clase para niños especiales, es decir, un poco más atrasados que los demás, o como ellos mismos se denominan: perdedores, cuyo profesor es Xorn, y los alumnos Ángel Salvadore, Pico, Muñeco, Ernst, No-Chica y Basilisco. Xorn decide llevárselos de acampada al campo para que disfruten de la naturaleza.

En la Escuela, Xavier ha tenido que presenciarse en una de las clases de Emma Frost, ya que Quentin se ha rapado media cabeza y se la ha teñido de violeta, y además viste botas y un nuevo jersey a rayas negro y rojo, que ha adoptado como uniforme de su doctrina. Hay algo más, los profesores han encontrado un inhalador de droga Coz en la Escuela, y Xavier está muy preocupado por sus posibles efectos neuronales.
Ya en los dormitorios, Quentin le da a su nueva banda sus uniformes, y les da a probar Coz. Su efecto durará cinco horas y multiplicará por cinco su talento mutante.

Esa misma noche, en el barrio mutante, salen al encuentro de humanos anti-mutantes con ganas de pelea. Matan a algunos de ellos, lo que Quentin considera una venganza por la muerte de Jumbo. Su siguiente paso es vengar a los dieciséis millones que murieron en Genosha, y firma por vez primera con sus iniciales de Chico Omega.

A la mañana siguiente, Xavier ha convocado a los alumnos para hablar del incidente, y Quentin lo desafía llevando una camiseta de “Magneto tenía razón”.
Xavier se reúne con sus X-Men y les expone la problemática, cada uno tiene su opinión a cerca de cómo apaciguar los ánimos, y Emma insinúa que el cambio de Quentin se debe a la Coz, ya que
ella misma la probó, por el interés de la ciencia, y sabe que traerá problemas.

En el bosque, los chicos están deseando dejar la acampada, aunque Xorn los anima a la aventura, todo esto sin saber que desde la distancia están siendo acechados.

De nuevo en el barrio mutante, la banda de Quire se ha hecho tatuar el símbolo de su nueva ideología, y se autoproclaman los nuevos X-Men.

Su primer gran acto será irrumpir en un laboratorio de los Hombres-U, que van a proceder a la extirpación de los órganos de un hombre, para convertirse en Homos Perfectus. Cometen allí su venganza asesinándolos de una forma cruel.

En el bosque, Ángel Salvadore y Pico se han apartado de los demás para estar a solas, cuando un par de Hombres-U irrumpen y los persiguen. Los dos niños huyen al campamento, donde Xorn les dice que corran y que él se encargará. Muñeco, un gas inteligente en un traje, está herido, y su gas empieza a escaparse. Ángel sale volando en busca de ayuda, mientras que Pico decide coger un preservativo para parchear al malherido Muñeco. Cuando Ángel llega al lugar donde se encuentra Xorn, descubre que éste ha calcinado a los Hombres-U, y le pide a la niña que le guarde el secreto para que los X-Men no se enteren.

Horas más tarde, en la Escuela, el grupo de Quentin ataca al Profesor Xavier y le ponen un casco que bloquea sus poderes. Mientras, las puertas de la Escuela Xavier se abren para los humanos en el Día Abierto, pero Quentin y los suyos no están dispuestos a que se celebre con normalidad ese feliz día, y cuelgan banderas antihumanas y llaman a la rebelión de los mutantes. Saben que los X-Men entrarán y acabarán con ellos, pero a Quentin esto no le importa si muere por sus ideales. Glob Herman, comienza a disparar bolas de fuego contra los humanos, y Quentin se deshace mentalmente de Lobezno, por lo que tienen la escuela en su poder.

Fuera, la revuelta se intensifica, e incluso Muñeco se convierte en una baja. Pero llegan los X-Men, e imponen su superioridad, además, Hank le explica a Quentin que Jumbo no murió por la paliza de los humanos, sino por una sobredosis de Coz. Glob Herman sale corriendo en llamas detrás del autobús de los humanos, decidido a inmolarse.

Mientras, los Cuclillos de Stepford deciden meterse en Cerebra para doblegar a Quentin Quire, que es un mutante Omega. Consciente de que no tienen tanto poder, Sophie inhala la droga Coz, se pone el casco, y entre las cinco fríen el cerebro de Quire. Quentin, balbuceando dice que no pretendía hacer daño a nadie, que sólo estaba enfadado con el mundo y quería impresionar a Sophie. Pero en ese momento aparece Emma Frost con el cuerpo muerto por una sobredosis de Sophie entre sus brazos.

Mientras, en la carretera hacia Salem Center, Cíclope y Xorn han salido a toda velocidad tras Herman, que a su vez corre en llamas tras un autobús lleno de humanos. Lo consiguen detener al llegar a una gasolinera.

Poco después, Lobezno les informa a los Omegas que van a pasar un tiempo en la cárcel humana, y que después Xavier los enviará al Tercer Mundo para usar de manera provechosa sus poderes.

Al día siguiente, tras la muerte de Sophie, los Cuclillos de Stepford, que sin una de ellas se ven menguadas, le anuncian a Emma Frost que se marchan a Suiza con una nueva tutora, lo que destroza a Frost, que se siente traicionada e insultada.

En la enfermería, al siguiente día, el cuerpo de Quentin comienza a cambiar, y Xavier se ve obligado a dejarlo en animación suspendida.

Mientras, Emma Frost ya ha encontrado reemplazo para sus Cuclillos de Stepford, Ángel Salvadore, a la que, antes de nada, lleva de compras para cambiarle el look.

La noche de graduación ha llegado a la Escuela Xavier, y Charles otorga un premio a los Cuclillos de Stepford y otro a los chicos de la Clase Especial de Xorn, pero Ángel Salvadore y Pico se ausentan de la gala, y es que Ángel le está confesando a Pico que está embarazada, y teme que los echen de la escuela.

En al fiesta, los Cuclillos de Stepford planean llamar a alguien telepáticamente para ver si siguen funcionando sus poderes, pero Emma Frost parece haber desaparecido y llaman a Jean Grey, que en ese momento aterriza en un avión en el aeropuerto de Nueva York procedente de Afganistán con Sooraya. Los Cuclillos de Stepford le dicen que tienen que contarle algo a cerca de su marido y la señorita Frost.

De hecho, Emma y Cíclope se encuentran juntos en el jardín de la escuela. Ella está abatida por todo lo ocurrido y se refugia en los brazos de Scott, llevándoselo al plano telepático. Scott se resiste, consciente de que está engañando a su mujer, pero se deja arrastrar cuando Emma se viste con el traje rojo y oro de Fénix e imita el color de pelo de Jean, que en ese momento irrumpe en los pensamientos de ambos descubriendo el engaño.

Crítica

Tal vez este arco es el que mejor refleja cómo ha tratado Morrison a los X-Men durante toda esta etapa. Apartando el foco de atención de los Hombres-X, para mirar a la escuela y al resto de mutantes que pululan por el mundo.

Y por vez primera uno de estos mutantes, a los que Xavier adoctrinaba en base a sus ideales, decide pensar por sí mismo, de forma errónea o no, todo eso es discutible.

Esa normalidad para unos adolescentes con los que Morrison trata a estos personajes es lo que hace que se vuelvan más y más reales a medida que van pasando las páginas. El tema de las drogas, el sexo, la rebelión, el parecer o no más o menos guay ante la sociedad, se apodera de la temática, que por vez primera se convierte en el contenido y no en el continente. El resto, los trajes de cuero y de látex, la misiones, los jets y los villanos se convierten en el pretexto para acercarnos a este mundo, que por instantes creemos que nos vamos a encontrar a la vuelta de la esquina.

Incluso esta fiebre de la pubertad se apodera de los mayores. Vemos hablando a Bestia de ser o no gay, a Xorn buscando el espíritu aventurero que le puede ofrecer una triste acampada con un puñado de niños “especiales”, o a Cíclope confuso entre su amor por su esposa o la pasión que le ofrece Emma Frost.

Pero sin duda, y que me disculpen Quentin Quire y sus radicales colegas, los más interesantes personajes desde mi punto de vista son los chicos “especiales” de Xorn (que tiene tela llamar especiales a estos muchachos dentro de una escuela llena de mutantes), pero que reconozcámoslo, como menos son peculiares. La libertina Ángel Salvadore, que ya veremos como sortea su prematuro embarazo, con el también primerizo padre Pico, que el pobre, en su primera vez ya hace caja (y es que era o usar ese preservativo para salvar a Muñeco o lo otro). Martha Johansson, o como se conoce también: No-Chica, ese cerebro en un tarro de cristal que es llevada con una cadena por Ernst, la niña con pinta de anciana que parece tener cierto parecido con la desaparecida Cassandra Nova. Basilisco y Muñeco, el hombre gas encerrado en neopreno, completan esta peculiar alineación.

Y termina el número con lo que todos sabíamos que tenía pasar tarde o temprano: Jean Grey ha descubierto el affair entre Cíclope y Emma Frost.

¿Qué pasará ahora? ¿Qué hará Jean Grey? ¿Y Cíclope y Emma Frost?

Esperad lo inesperado. La imaginación y la innovación al poder, de la mano de Grant Morrison.

Todo esto y mucho más la semana que viene con el arco “Asesinato en la Mansión

Como siempre, aquí, en la Hemeroteca X-Men.

1 comentario:

Merrick dijo...

Para mi, el segundo mejor arco de la serie (detrás de E de Extinción). Y es que Quitely dibujando parece inspirar a Morrison...